Economía

Realizan primer trasplante de riñón con órgano incompatible en Latinoamérica

Another Enugu priest abducted

Con éxito se realizó el primer trasplante renal de donante vivo en el Perú y Latinoamérica, cuyo órgano fue sometido a un proceso de desensibilización e inmunosupresor por parte de especialistas de  Essalud para hacerlo compatible con la receptora

Con éxito se realizó el primer trasplante renal de donante vivo en el Perú y Latinoamérica, cuyo órgano fue sometido a un proceso de desensibilización e inmunosupresor por parte de especialistas de  Essalud para hacerlo compatible con la receptora.

Los médicos del hospital Edgardo Rebagliati pusieron en práctica el novedoso procedimiento de alta especialización a la contadora Mónica Tuesta Sánchez de 33 años.

Ella fue diagnosticada de enfermedad renal crónica, por lo que recibía intensas sesiones de hemodiálisis y desde el 2015, estaba en lista de espera.

Ese año, Tuesta Sánchez fue sometida a un primer trasplante de riñón de un donante cadavérico, cuyo órgano sufrió rechazo en el 2017, lo que motivó su reingreso a una máquina de hemodiálisis y un posterior deterioro en su estado de salud.

Sin embargo, una nueva esperanza de vida surgió el pasado 23 de octubre, cuando su tía Ana Sánchez Flores, de 51 años, decidió donarle uno de sus riñones para que tenga mejor calidad de vida.

Para reducir el riesgo de rechazo agudo, se inició, tres semanas antes de la fecha programada del trasplante, un protocolo de desensibilización con inmunosupresores, sesiones de plasmaféresis, inmunoglobulina y monitoreo de anticuerpos.

“Esta técnica permite ‘dormir’ al sistema inmune y cuando el sistema despierta y comienza a funcionar ya no opone resistencia al nuevo riñón a pesar de la incompatibilidad. Una vez realizado el trasplante y adaptado el órgano, no se produce ningún anticuerpo en el receptor” , explicó el doctor Gustavo Liendo Portocarrero, gerente de la Red Prestacional Rebagliati.

Por su parte, Mónica Tuesta agradeció al equipo de especialistas de Essalud por el exitoso trasplante y a su tía por haberle cedido su riñón, lo que hace posible que hoy tenga una mejor calidad de vida.

“Mi tía Ana (quien ha sido la donante), es ahora mi ángel con un corazón muy grande. Ella vive en mí y yo seguiré trasmitiendo lo que intenta trasmitir con este acto generoso: amor y solidaridad”, dijo muy emocionada la paciente.

Actualmente, la paciente recibe todos los cuidados y tratamientos médicos que garantizan su recuperación total, siendo su evolución favorable y con excelente funcionamiento del riñón. En las próximas horas será dada de alta y pronto podrá retomar su labor de contadora en una empresa privada.

Del año 1969 a la fecha, el hospital Rebagliati ha realizado 1,536 trasplantes de riñón, lo que confirma que este tipo de cirugías son posibles gracias a la tecnología y capacidad médica que ofrece el seguro social.